domingo, 3 de mayo de 2020

SER DEL REAL MADRID

  
Artículo escrito por FRANCISCO JOSÉ NÚÑEZ SÁNCHEZ,
Presidente de la PEÑA MADRIDISTA CALASPARRA (Múrcia)


Recuerdo que, cuando era niño, mucha gente me preguntaba sobre de qué equipo era. Yo respondía sin dudarlo que del Madrid; como si fuera lo obvio, como si no se pudiera ser de otro equipo.

Yo no elegí ser del Real Madrid, tampoco sabía lo que eso significaba, pero sabia que era legado, que era historia, que tenía que continuarla.

Desde pequeño, me he criado escuchando las gestas que consiguieron Di Stefano y Puskas. Las seis Copas de Europa de Gento y las diez ligas de Pirri. Aquella mítica jugada en la que Juanito la preparaba y Santillana la metía. Hugo Sánchez celebrando sus goles dando volteretas, y después descubriendo a la Quinta del Buitre , a la cual siempre le tuve gran devoción y por supuesto pasión. Los casi veinte años de Sanchís vistiendo de blanco. El liderazgo de Hierro. Las subidas de Roberto Carlos por la banda izquierda. La exquisitez de Redondo en el centro del campo, y la fortuna de Mijatovic en la séptima. Raúl mandando callar a 100.000 personas en el Camp Nou. El 3-0 de la octava en París. La FIFA entregando al Real Madrid el trofeo de mejor equipo del Siglo XX. Zidane marcando en Glasgow el mejor gol en una final de Champions League, y Casillas salvando al equipo varias veces en la novena. Sergio Ramos rescatando al Madrid en la décima, Cristiano marcando el penalti decisivo en la undécima. Y otra vez Cristiano marcando los dos goles que marcaron el camino en la duodécima,   ¡qué grande nuestro REAL MADRID!

Han pasado los años, el fútbol se ha arraigado tanto en mí que no concibo la vida sin él, y ahora sí sé lo que significa ser del Madrid. Significa que da igual si tienes o no talento, que lo importante es trabajar sabiendo que dando más que el resto también se pueden cumplir tus sueños, como Raúl. Significa tener hambre de ser el mejor, y una vez lo seas, intentar mejorar aún más.

Significa no rendirse hasta el último minuto, porque sabes que hasta el instante final es posible cambiar las tornas, como Sergio. Significa saber que todos somos capaces de cambiar el rumbo de la historia en la época que nos toca vivir, como Di Stefano. Significa que hay que recordar siempre a quien lo ha dado todo por ti, como el Santiago Bernabéu a Juanito en cada minuto 7.

Significa muchas cosas que no son fáciles de explicar. El Real Madrid es una referencia no solo a nivel de fútbol sino como una institución solida integra caracterizada por valores como la solidaridad, el valor, el coraje, el compañerismo entre otros, que se instaura a los niños desde la cantera, un club que ayudado a otros cuando se ven en la necesidad y sobre todo lo más importante la UNIVERSALIDAD que caracteriza al mejor club de todos.

Por nuestro palmarés, por nuestra seriedad, por la pasión a los colores y una digna representación del mejor club deportivo de todos los tiempos,  con el único afán  de hacer crecer este club en todos los ámbitos de la vida.

Por eso, ¿cual fue la misión más importante del club?. Una de las bases que sostienen al Real Madrid, manteniendo desde hace más de un siglo sus señas de identidad, es la de la figura del peñista. Integrando a los aficionados del Real Madrid C.F. con miras a desarrollar actividades recreativas, culturales y deportivas las cuales a su vez también sirvan como vías para trabajar en pro de la sociedad, la educación y el ambiente. Madridistas que viven con pasión su amor por el club a pesar de los miles de kilómetros, que nos distancian del Estadio "Santiago Bernabéu"

Repartidas por prácticamente todo el mundo, las peñas del club blanco  no sólo somos lugares de reunión para ver partidos y cantar goles de su equipo, sino lugares en los que el madridismo es más puro, más pasional, más “añejo”. 

Peñas madridistas a lo largo y ancho de todo el país, además de otras existentes en países distribuidos por los cinco continentes. Según el último Informe Anual del Club, existían un total de 2.254 peñas oficiales, de las cuales 2.158 están constituidas en España y 96 en el resto del mundo. En la que una vez más se demuestra, que somos los verdaderos representantes de club, en todas y cada uno de nuestras ciudades, pueblos y regiones.

Lo más importante es seguir creciendo como peña llevar el madridismo a todas partes del país, dar a conocer la historia, los valores que representan el club y sobre todo seguir realizando las múltiples actividades, que todas y cada una de las peñas realizamos y nuestro más ansiado sueño, poder ver a nuestro club levantar todos los títulos posibles.

Los peñistas tenemos claro que el anti madridismo es una forma de vida que genera ingresos a esos denominados ciudadanos periodistas, o anti madridista de nuevo cuño, tertulianos como (Cristóbal Soria), los medios tradicionales que se denominan prensa de Madrid (AS o MARCA).  En cuanto a la prensa culé solo va decir que nos produce risa y que viven en un denominado mundo llamado la Matrix. 

La denominada Flor de Zidane que parece que no se marchita, Zidane es un técnico que ha logrado dar estabilidad, propósito, competición, la idea de que todos son indispensables, los jugadores se han comprometido a la idea de su visión de fútbol, y no solo eso la columna vertebral han sido sus rotaciones y la idea de dosificar a sus jugadores, lo más importante todos con deseos de competir por un puesto de una forma luchadora.

Cuando era niño no elegí ser del Madrid. Pero ahora que soy adulto, sé que tomaría esa decisión en mil vidas más.

 “Un equipo, una pasión, una peña”.

No hay comentarios:

Publicar un comentario